Incorporación del servicio de autopréstamo en la Biblioteca Poblenou – Manuel Arranz

Servicios. El servicio, que ya ofrecen dieciséis bibliotecas, permite a los usuarios la autogestión del préstamo y retorno de los documentos

Desde el lunes 14 de mayo, la Biblioteca Poblenou – Manuel Arranz dispone de servicio de autopréstamo, una herramienta que permite a los usuarios hacer el préstamo y retorno de sus documentos, a la vez que reduce el tiempo de espera de estas operaciones. Además, los usuarios pueden consultar el estado de su cuenta, renovar documentos y recoger reservas. El servicio también dispone de un buzón de retorno automatizado, una herramienta que, además de permitir la devolución de documentos, clasifica los materiales y los distribuye en cestos según una configuración previa. De esta manera, el circuito posterior de documentos dentro de la biblioteca -del cesto en la repisa- es más eficiente.

El servicio de autopréstamo se basa en la identificación por radiofrecuencia o RFID (del inglés Radio Frequency Identification), una tecnología que permite transmitir datos sin hilos a través de ondas de radio. Así, los chips y los lectores RFID sustituyen las tecnologías de códigos de barras y permiten llevarse o devolver diversos documentos al mismo tiempo en una única operación. Los dispositivos, de funcionamiento sencillo, disponen de pantallas táctiles que indican los pasos que hay que seguir en las diferentes transacciones que se pueden hacer. Además, al final de cada proceso imprimen un recibo con el resumen de las operaciones hechas.

El servicio de autopréstamo, que ya ofrecen dieciséis bibliotecas, en breve se incorporará a la Biblioteca Sant Antoni – Joan Oliver.

Más información:
Servicio de autopréstamo en las bibliotecas