092
< Inicio

Qué hacer en caso de accidente

General

  • Los usuarios de las vías que se vean implicados en un accidente de tráfico, lo presencien o tengan conocimiento de él, deben auxiliar o pedir auxilio para atender a las víctimas, prestar su colaboración para evitar riesgos mayores, restablecer la seguridad de la circulación y aclarar los hechos.

Accidentados

  • Si ha sufrido un accidente con heridos, avise a la Guardia Urbana.
  • Si no hay heridos, y no supone un peligro para su integridad, retire el vehículo para restablecer la circulación.
  • Si dispone de algún medio para captar imágenes (cámara, teléfono móvil, etc.), saque alguna foto del accidente.
  • Cumplimente conjuntamente con el otro implicado el parte amistoso, así se agilizará el trámite posterior.
  • Si el contrario afectado está ausente, recuerde que es su obligación comunicarle sus datos, directamente o a través de los agentes de la autoridad.
  • Comunique a su compañía de seguros, lo más pronto posible, la información sobre el accidente.

Víctimas o familiares

  • No dude en pedir a los agentes de la Guardia Urbana cualquier información o pregunta que tenga al respecto.
  • Para cualquier trámite administrativo posterior, deberá ponerse en contacto con la Oficina de Información y Trámites (OIT), en la calle de la Guàrdia Urbana, 3-5 (teléfono 93 291 50 17).
  • Si, como consecuencia del accidente (y no por otra causa, como carecer del seguro, etc.), la Guardia Urbana ha tenido que custodiar su vehículo, durante los diez días siguientes podrá retirarlo sin ningún cargo del depósito donde ha sido ingresado.
  • Para pedir asesoramiento y ayuda, puede dirigirse a cualquier asociación de víctimas de accidentes de tráfico.
  • La difusión de su experiencia puede ayudar a otras personas a evitar que estos hechos no se produzcan.

Testigos

  • Tenga en cuenta que su colaboración puede ser muy importante para ayudar a aclarar los hechos. No dude en identificarse o llamar a la Guardia Urbana.
  • Su colaboración puede ser muy importante para la víctima de un accidente.