Mujeres de Peso en Gràcia

Dieciocho mujeres de Gràcia son retratadas con la mirada de once autoras en un libro que quiere ser un homenaje a mujeres luchadoras que forman parte de la historia de Gràcia.

Once mujeres de Gràcia nos acercan a las vidas de dieciocho mujeres de peso, que desde diferentes ámbitos y durante 180 años, entre 1835 y 2015, han formado parte de la historia de Gràcia. Todas destacan en su ámbito, ya sea como educadoras, artistas, trabajadoras… “Dones de Pes, 18 vides de Gràcia” recupera la memoria de estas mujeres.

Las mujeres biografiadas son éstas:

Amalia Domingo Soler (1835-1909), escritora y novelista y gran exponente del movimiento espiritista en Cataluña. Lo han biografiado la educadora Sara Reñé, la maestra Montse Sales, y la geogràfa Rita Martínez. Sara Reñé dice que “para Amàlia Domingo el espiritismo es una teoría emancipadora basada en la fraternidad universal y en el cosmopolitismo sin fronteras”.

De la pedagoga feminista y republicana Ángeles López de Ayala (1858-1926), la maestra Montserrat Sales dice que”desde el librepensamiento fue la abanderada del feminismo de izquierdas en la Cataluña del siglo XIX”.

La geógrafa Rita Martínez ha escrito sobre Teresa Claramunt i Creus (1862-1931). “Cuando nos referimos a Teresa Claramunt, hablamos de una pionera del feminismo obrerista, cuyo legado es fuente de admiración y respeto”, comenta.

La médico Dolors Lleonart i Casanovas (1866-1936) fue, según la comunicadora y su biógrafa, Conxa Garcia, “una de las primeras médicos de nuestro país de los tiempos modernos y una de las primeras que ejerció en Barcelona”.

Conxa Garcia también ha escrito sobre la pedagoga Maria Baldó i Massanet (1884-1964) de quien cree que “es una pieza clave de la renovación pedagógica en Cataluña en la década de 1920”.

La vida de la poetisa Clementina Arderiu (1889-1976) también se recoge en el libro. La historiadora y gestora cultural Mònica Aparicio, destaca que “en la obra de Sempre i ara habla de las experiencias vividas, de la guerra y el dolor, de los recuerdos y añoranza, del sentimiento de exilio”.

La dibujante y escritora Francisca Rius y Sanuy (1891-1967) ha sido biografiada por su nieta Eulàlia Ribot. “Quería hacerse un lugar en el mundo del arte y modernizar la formación de las mujeres”, dice.

De la obra de la fotógrafa Margaret Gross (1902-1985) la educadora Sara Reñé señala que “sus imágenes de la Barcelona republicana, innovadoras e inéditas, abren nuevas posibilidades de representación de la ciudad”.

Sobre la pedagoga y maestra de educación especial Maria Mullerat Bassedas (1903-1996), Maud Franzén, vecina y comunicadora del Coll, destaca que “es pionera en el ámbito de la educación de niñas y niños con discapacidad psíquica leve o profunda”.

La obra de la pintora Remedios Baro (1908-1963) se relaciona, según su biógrafa Sara Reñé, con la magia, la alquimia y la brujería y nos introduce en un mundo mágico pleno de metáforas y símbolos”.

La comunicadora Conxa Garcia destaca de la bibliotecaria Maria Antonieta Cot i Miralpeix (1910-1994) que “defendió las Bibliotecas Populares de la República”.

Sobre la pianista Maria Teresa Balcells (1912-1999), la activista cultural Josefina Altès remarca que “su aportación al mundo de la pedagogía musical sólo es comparable a su capacidad como concertista de piano”.

La comunicadora Conxa Garcia (1913-2010) define a la pedagoga Dolors Canals i Farriols (1913-2010) como “un referente internacional en la educación de las niñas y niños de cero a tres años”.

Sobre la arpista Rosa Balcells i Llastarry (1914-1997), la activista cultural Josefina Altés la describe como una “destacada arpista internacional que dio forma a la escuela moderna del arpa en Cataluña y divulgó el repertorio”.

Anna de la Varga, vecina, comunicadora del Coll y biógrafa de la editora Núria Folch y Pi (1916-2010) dice que “sin ella la aventura de abrir la editorial, Club dels Novel·listes, después Club Editor, no habría podido salir adelante”.

La maestra jubilada Rosa Bofill describe la trabajadora Isabel Vicente (1917-2000), como “una mujer obrera, comunista, luchadora antifascista y profundamente solidaria”.

De la modista y activista Otília Castellví y Fontanet (1907-2000), la activista y feminista Àngels Tomàs explica que “fue modista en Gràcia, en el exilio en Francia y también en la Alemania nazi, y sufrió encarcelamiento en una checa en Barcelona y en los campos de refugiados de Argelers. Ser costurera le permitió vivir”.

Àngels Tomàs también ha biografiado la vida de la trabajadora del textil Emérita Arbonès y Sarrias (1920-2015). “Su madre le pasa la responsabilidad del refugio de la Pl. Revolució. Tiene un sexto sentido para saber cuándo los aviones fascistas vienen cargados de bombas o no”, explica Tomàs.