Un centenar de obras de verano para mejorar la ciudad

29/06/2018 - 09:54 h

Urbanismo e infraestructuras. Del cerca del centenar de obras que se harán este verano en Barcelona, en Ciutat Vella destacan las actuaciones de mejora en la Via Laietana y la reurbanización de la calle Comercio entre Princesa y Fusina.

Los próximos meses se ejecutarán 92 obras en los diez distritos de la ciudad para mejorar el espacio público, los servicios y las infraestructuras.

 

En Ciutat Vella habrá siete intervenciones. La más destacada será las mejoras en la Via Laietana como paso previo a la renovación global de la calle. La obra contempla el mejoramiento de la accesibilidad, conectividad y mejora del espacio púbico con la filosofía general de hacer unas calles principalmente para peatones con el concepto de plataforma única ampliando los espacios para la circulación y estancia de peatones

También se hará la reurbanización c. Comercio entre los c. Princesa y Fusina para dar continuidad al tramo ya ejecutado (c. Ribera – av. Marqués de la Argentera) y se continuará con las obras de mejora de accesibilidad de la estación de Jaume Ide la L4 de TMB.

Además se harán mejoras en el alcantarillado a cuatro calles, Avinyó, Av. Francesc Cambó, c. Subidas y c. Hospital.

El grueso de las intervenciones de verano, un total de 52, se enmarcan en el Plan de Rehabilitación Integral y el Plan de Barrios. Se trata de pequeñas o medianas mejoras de movilidad, seguridad vial, pavimentación, accesibilidad, servicios urbanos, mobiliario urbano y verde, que se distribuyen en los 73 barrios de la ciudad.

De las grandes obras, destaca la transformación de la avenida Meridiana entre la calle de la Independència y la calle de Mallorca, que empieza el 2 de julio. En este tramo se ampliará el espacio para los peatones, los lugares de estancia y las zonas verdes, y se habilitarán carriles bici segregados. Además, la actuación servirá para crear un eje de conexión con los barrios del entorno, ahora fragmentados por la avenida.

Durante el verano, se adelantará también la urbanización del parque urbano de la plaza de las Glòries Catalanes. En concreto, se trata del ámbito de la Gran Clariana, un espacio de más de 45.000 metros cuadrados de verde y espacio para el vecindario que se terminarán en marzo del 2019. En paralelo, también continúan los trabajos en los túneles urbanos que recogerán el tráfico de la Gran Vía y se abrirán en el 2021.

Las intervenciones urbanísticas se intensifican durante el verano porque es un período en el que se reduce la movilidad y la actividad ciudadana, y el impacto en el día a día de los vecinos y las vecinas es menor.

Recuperamos el espacio público para el vecindario

Entre las 92 actuaciones previstas para este verano, prácticamente el doble que el año pasado, hay previstas urbanizaciones, intervenciones en ejes viales, infraestructuras y servicios, y la pavimentación de más de 37.000 metros cuadrados de espacio público.

La pacificación de Gran de Sant Andreu incluye transformar la calle en una vía de plataforma única, velocidad reducida y más verde que dará prioridad a los peatones y a las bicicletas y favorecerá el comercio de proximidad. Además, continúa la remodelación de la avenida del Príncep d’Astúries, que recuperará espacio para los peatones y mejorará la conexión a pie entre Gràcia y Sant Gervasi.

También continuarán los trabajos de cobertura de la ronda de Dalt, se iniciarán las obras de las salidas de emergencia del túnel del AVE Sants-Sagrera en la calle de Mallorca, se harán mejoras en la Via Laietana como paso previo a la renovación global de la calle, y en los cruces de la supermanzana de Sant Antoni, entre otros.

Nuevos carriles bici para una red más conectada

El desarrollo de la red ciclista se impulsa con cinco nuevos carriles bici: ronda de Sant Pere, eje Onze de Setembre – Fabra i Puig, plaza de Pius XII, calle de la Mineria y la conexión entre la avenida de Rio de Janeiro y el paseo de Santa Coloma.

También continúan los trabajos para habilitar carriles bici en la calle de Dublín, el Parc Logístic y la calle Número 2 de la Zona Franca.

Una ciudad más accesible

En verano continuarán las actuaciones para facilitar la accesibilidad de las personas con movilidad reducida al transporte público con la adaptación de las estaciones de metro de Jaume I y Vallcarca, y de la estación de Renfe de Torre Baró.

Además, también se mejorarán los accesos a los barrios altos de la ciudad, con intervenciones en las escaleras mecánicas y ascensores de Horta-Guinardó y Sants-Montjuïc.

Tres nuevas áreas de perros

El despliegue de nuevas áreas de esparcimiento de perros en la ciudad continúa, y a lo largo de los próximos meses se habilitarán tres nuevas en Can Dragó, Alfonso Comín y Virrei Amat. El objetivo es que todos los distritos cuenten con un área grande de un mínimo de 700 metros cuadrados.

Este verano se ha vuelto a habilitar el área de perros de la playa de Llevant, un total de 1.250 metros cuadrados separados del entorno con capacidad para 100 perros que tienen que estar identificados con microchip.