Supermanzanas-“Llenamos de vida las calles”

El programa “Llenamos de vida las calles. La implantación de las supermanzanas en Barcelona” se enmarca en un proceso continuo de mejora y transformación del espacio público para hacer frente a retos como la escasez de espacios verdes, los altos niveles de contaminación y de ruido ambiental, los índices de accidentalidad vial y los estilos de vida sedentarios. En este sentido, las superislas pretenden invertir la distribución del espacio público entre vehículos y personas, para dar prioridad al peatón y favorecer la movilidad sostenible.

El programa de las supermanzanas se lleva a término con la implicación de vecinos, entidades y colectivos, así como de expertos y técnicos del Ayuntamiento. La participación está abierta a todas las personas interesadas mediante encuentros, actividades y talleres, y mediante la plataforma decidim.barcelona.

En cada uno de los distritos en los que se implanta el programa se crea un grupo impulsor constituido por un grupo de personas y/o entidades representativas del territorio, que hacen un seguimiento del proyecto. El grupo impulsor hace de enlace entre el equipo técnico y el vecindario: valida las diferentes fases y ayuda a definir los espacios de participación y los resultados de los diferentes talleres de participación y del trabajo técnico realizado.

La participación ciudadana tiene presencia a lo largo de todo el programa, desde la diagnosis hasta la ejecución de las actuaciones, y está dividida en tres fases:

Fase previa: presentación del modelo

Para presentar, enriquecer y validar los objetivos y criterios del modelo, se organizan jornadas y sesiones de trabajo con expertos y entidades de la ciudad y del territorio. Esta fase se ha trabajado en las sesiones del Plan de Actuación Municipal (PAM) de los distritos en los que se implanta el programa.

Fase 1: diagnosis y redacción

El objetivo es recoger el conjunto de propuestas, acciones e intervenciones que definen las superislas del ámbito concreto a partir del conocimiento y la diagnosis del vecindario y de los colectivos. Esta fase está dividida en dos partes: una de recogida de información o diagnosis y otra de realización de propuestas concretas (plan de acción).

Fase 2: proyectos y ejecuciones

Despliegue de la propuesta definitiva, definiendo al detalle las actuaciones priorizadas para poder ejecutarlas. Según el tipo de intervención, se realizan procesos participativos específicos.

Se puede hacer un seguimiento del proceso y participar a través de esta web y de la plataforma decidim.barcelona, lo que mejora la trazabilidad y la transparencia del proceso.

Medida de Gobierno del programa de supermananas

Enlaces relacionados