You are here

Primer trámite para crear sesenta viviendas públicas en la Vila de Gràcia

Urbanismo e infraestructuras. El nuevo plan urbanístico de la rambla de Prat protege el vecindario de uno de los barrios más afectados por la especulación.

Se ha aprobado el primer trámite para modificar el plan urbanístico de la rambla de Prat y proteger el tejido vecinal de la Vila de Gràcia, uno de los barrios más afectados por la especulación. La propuesta prevé crear cerca de sesenta viviendas públicas y preservar quince edificios, una reivindicación histórica de los vecinos y las vecinas.

El plan, elaborado en los años setenta para prolongar la rambla de Prat, adaptará la movilidad del ámbito al contexto actual y promoverá la vivienda pública para hacer frente a la expulsión de vecinos y vecinas.

Más vivienda

La medida prevé la creación de treinta pisos a precio asequible, que se ubicarán en la plaza de Anna Frank, la calle del Àngel y la calle de Jaén.

Por otra parte, en la calle de Jaén, 18-20, se realizará una reserva de suelo de equipamiento público con opción de construir 35 viviendas dotacionales, una categoría de pisos a precio asequible que se destinan a colectivos vulnerables, como personas mayores, personas con diversidad funcional o jóvenes.

El vecindario se queda

La propuesta elimina la afectación de 15 edificios con 91 viviendas para modificar la rambla de Prat, que finalmente no se ampliará, y los vecinos y vecinas que viven en ella se podrán quedar.

La modificación del plan urbanístico se ha aprobado en la Comisión de Gobierno y se debatirá en la Comisión de Ecología, Urbanismo, Infraestructuras y Movilidad para la tramitación municipal.