Las medidas sostenibles suponen un ahorro de hasta el 30% para las empresas turísticas

Sostenibilidad. El MACBA ha acogido una conferencia sobre los beneficios empresariales de las iniciativas de turismo sostenible, en el marco de la asamblea de Barcelona Sustainable Tourism (BST).

El reciclaje de residuos, la disminución del consumo de electricidad y agua y la oferta de actividades turísticas respetuosas con el medio ambiente son un ejemplo de medidas sostenibles que hoteles y empresas turísticas pueden ofrecer a los visitantes con el objetivo de reducir costes. Barcelona es la primera ciudad del mundo distinguida con la certificación Biosphere World Class Destination, que la reconoce como destinación sostenible que gestiona la actividad turística de forma responsable.

Las empresas turísticas podrían ahorrar hasta el 30% de sus costes con la adopción de medidas sostenibles. Así lo afirma Xavier Font, experto en marketing turístico y sostenibilidad, que ha ofrecido hoy una conferencia en el marco de la asamblea de la Barcelona Sustainable Tourism, (BST) de Turismo de Barcelona.

Con el título “El marketing de la sostenibilidad”, Xavier Font, profesor del Leeds Beckett University (Reino Unido) y codirector de The International Centre of Responsible Tourism, ha explicado cómo el marketing y la comunicación del turismo sostenible ayudan a reducir costes, crean demanda, mejoran la satisfacción de los turistas, incrementan las estancias y reducen la estacionalidad del cliente.

Su ponencia, celebrada en el MACBA, clausura la campaña “Desde Barcelona: cuidamos el Planeta”.

Disminuir el impacto ambiental para fidelizar clientes

El reciclaje de residuos, la disminución del consumo de electricidad y agua, y la oferta de actividades turísticas respetuosas con el medio ambiente son un ejemplo de medidas sostenibles que hoteles y empresas turísticas pueden ofrecer a los visitantes con el objetivo de reducir costes.

“Ofrecer a los huéspedes bicicletas gratis y rutas para pasear, rebajar el precio de la estancia si se reutilizan las toallas o promover estancias de mayor duración, que reducirían el transido aéreo, son un ejemplo de acciones simples que disminuyen el impacto medioambiental y al mismo tiempo suponen un ahorro para los hoteles”, ha comentado Xavier Font.

“Las empresas tendrían que apostar por la sostenibilidad como valor añadido, pero la mayoría tienen problemas para transmitir el mensaje”, ha afirmado. “Una empresa que no entienda este mensaje, no tiene futuro”, ha reiterado.

Más medidas sostenibles y mayor margen de beneficios

Según el profesor universitario, las compañías multinacionales tienen muy en cuenta las medidas que las empresas adoptan para disminuir el carbono a la hora de celebrar un congreso o realizar la compra de un hotel. “Si reducen costes y ofrecen productos diferentes, podrían aumentar el precio de sus servicios y el margen de beneficios sería mayor”, ha añadido.

Esta conferencia sobre marketing y sostenibilidad, dirigida al sector turístico, ha clausurado la campaña “Desde Barcelona: cuidamos el Planeta”, puesta en marcha el pasado 5 de junio con motivo del Día Mundial del Medio Ambiente.

Antes de la ponencia de Xavier Font han intervenido Agustí Colom, concejal de Empresa y Turismo del Ayuntamiento de Barcelona; Joan Gaspart, presidente del Comité Ejecutivo de Turismo de Barcelona; María José Pujol, presidenta del programa BST; Carme Rubió, subdirectora general de Programación Turística de la Generalitat; y Miquel Forns, diputado delegado de Turismo de la Diputación de Barcelona.

Los miembros del BST celebran su asamblea

Los miembros de la Barcelona Sustainable Tourism (BST), el programa de Turismo de Barcelona que promueve la ciudad como destinación turística sostenible, celebran también hoy su asamblea, en la cual valorarán las acciones que llevarán a cabo en áreas ambientales, culturales, sociales y económicas.

Barcelona es la primera ciudad del mundo distinguida con la certificación Biosphere World Class Destination, que la reconoce como destinación sostenible que gestiona la actividad turística de forma responsable.