Los mercados ante los nuevos retos del siglo XXI

Desde comienzos de la década de 1990, el Ayuntamiento ha impulsado una política de modernización comercial de estos centros con el fin de adecuarlos a los nuevos retos de futuro.

En este contexto, los mercados de la Sagrada Família, Clot, Concepció, Lesseps, Santa Caterina, Boqueria, Poblenou, Barceloneta y la Llibertat han vivido un proceso de renovación integral de sus estructuras tanto físicas como comerciales.

Un proceso que continúa adelante durante este principio de siglo XXI y afecta mercados de la talla de Sant Antoni o de la idiosincrasia de los Encants-Fira de Bellcaire, además de los del Ninot y Sants.

Mejoras en la mayoría de los mercados

Al mismo tiempo, también se han realizado gran número de intervenciones en la gran mayoría de mercados. Estas intervenciones han mejorado sustancialmente las estructuras físicas y la oferta comercial de estos centros, con la incorporación de nuevos servicios para los ciudadanos (reparto a domicilio, compra en línea, aparcamiento para clientes, Wi-Fi o nuevas denominaciones como los autoservicios).

Finalmente, también se han abierto mercados de nueva construcción, como Fort Pienc y la Marina, en barrios con déficit de estos equipamientos.

Marina historia de los mercados