Mercado del Ninot

Originado por un mercado al aire libre que ya funcionaba en 1893, debe su nombre a la pasión por un mascarón de proa de la hija de un tabernero.

Aunque el edificio actual se inauguró en 1933, en el lugar que hoy ocupa el mercado ya había uno al aire libre desde 1894, que dependía del municipio, entonces independiente, de Les Corts.

Primero se conocía como El Porvenir porque se encontraba en una zona muy próspera, pero por culpa de la hija de un tabernero vecino, cambió de nombre. Esta chica salió a pasear un día por la playa y se encontró un mascarón de proa de un antiguo barco con la figura de un muñeco que le gustó mucho. Tanto, que lo instaló en la entrada de la taberna de su padre, de aquí que se conociera por "la taberna del muñeco". Por extensión, el mercado, que estaba muy cerca, pasó a "del Muñeco (Ninot)".

En la actualidad, este mascarón de proa se conserva en el Museo Marítimo, pero en la entrada principal del mercado hay una reproducción del muñeco.

Arquitectura

La nave está formada por un cuerpo central y tres cuerpos a cada lado. Las dos fachadas del cuerpo central, que dan a la calle de Mallorca y al pasaje interior, son de obra vista y presentan un vitral enorme en forma de arco. Estas dos vidrieras son las entradas de luz natural más importantes.

El resto de la fachada está hecha con paneles de hierro con aperturas estrechas que permiten el paso del aire. Estos paneles de hierro se apoyan sobre un cierre perimetral de obra vista. En los lados de la entrada principal de la calle de Mallorca hay dos patios, a los que se puede acceder por los chaflanes.

Año de construcción: 1933

Tipo de edificio: aislado.

Superficie total: 6.037 m²

Superficie comercial: 2.436 m²

Remodelaciones: finalizada en 2015