La arquitectura se pone al servicio de la ciudadanía

Arquitectura. Muestras, cine, itinerarios, exposiciones en bibliotecas, mercados y teatros, forman parte de las actividades que ofrece la Semana de Arquitectura, entre los días 20 y 26 de mayo.

La Semana de Arquitectura, que tendrá lugar entre los días 20 y 26 de mayo, nace como prueba piloto para abrir y acercar la arquitectura de Barcelona a la ciudadanía. Con este objetivo se ha elaborado un extenso programa de actos que concentra varias actividades en torno a la arquitectura, como ciclos de cine, conferencias, rutas, concursos y espacios de divulgación en todos los distritos.

Homenajear a mujeres relevantes en el mundo de la arquitectura y el urbanismo a través del cine, proyectar películas que tienen como telón de fondo la arquitectura de Barcelona, ofrecer muestras de obras arquitectónicas en espacios no habituales —como un mercado o un hospital—, utilizar los escaparates de los comercios para mostrar maquetas u otros elementos propios de la arquitectura o convocar un concurso para intervenir en una pared medianera. Estas son solo algunas de las actividades que se incluyen en de la Semana de Arquitectura, que tendrá lugar del 20 al 26 de mayo.

Esta iniciativa, impulsada por el Ayuntamiento de Barcelona, el Colegio de Arquitectos de Cataluña (COAC) y la Fundación Mies van der Rohe, en colaboración con Barcelona Building Construmat y ArquinFAD, tiene como objetivo “acercar la arquitectura a la ciudadanía y reflexionar sobre ella desde ámbitos diferentes”, según ha explicado hoy el concejal de arquitectura, Daniel Mòdol. Se trata de una prueba piloto que, como ha asegurado el concejal, nace muy consolidada, ya que tiene el apoyo de numerosas entidades interesadas en la divulgación de la arquitectura.

Las actividades previstas, que se pueden consultar en la web de la Semana de Arquitectura, pertenecen a ámbitos muy diferentes, entre los cuales destacan el espacio público, la renovación de la ciudad, la vivienda, el comercio y la cultura. “Queremos abrir la cultura arquitectónica a la ciudadanía para que se la haga suya, y que la gente se sienta partícipe de ella”, ha insistido Mòdol.

Algunas de las actividades previstas son:

— Cine. Se ha organizado un ciclo de cine, conjuntamente con la Filmoteca de Cataluña, que homenajeará a mujeres relevantes en el mundo de la arquitectura y el urbanismo. También se proyectarán en los centros cívicos diferentes películas realizadas en Barcelona y que muestran la arquitectura local.
Exposiciones. Se ofrecerán muestras de arquitectura de obras concretas en espacios no habituales como cines, teatros, mercados, bibliotecas y en el Hospital Vall d’Hebron. También habrá exposiciones en el Palau de la Virreina y el Colegio de Arquitectos de Cataluña.
Premio Mies van der Rohe. Se abrirá por primera vez al público el palacio de Victoria Eugènia, en el recinto ferial de Montjuïc, para exponer las maquetas de los proyectos presentados en la edición del Premio Mies van der Rohe.
Noche de los Museos. En la oferta de la Semana de Arquitectura también se incluirá la programación de la tradicional Noche de los Museos (prevista el 20 de mayo de 19.00 a 1.00 horas) que tenga interés arquitectónico.
Concurso para intervenir en una pared medianera de la ciudad. Las propuestas serán escogidas por el vecindario y el ganador recibirá un premio económico.
Intervención en escaparates comerciales. Habrá diez intervenciones en escaparates de los ejes comerciales de Sant Antoni y el Born para mostrar maquetas u otros elementos relacionados con la arquitectura.
Contenedores en los distritos para promocionar el Premio Mies van der Rohe. Los contenedores tendrán maquetas expuestas de proyectos presentados en varias ediciones de este premio.
Itinerarios sobre arquitectura. Se ofrecen rutas e itinerarios sobre diferentes temas: vivienda social, ingeniería, economía y arquitectura.
Conferencias. Se organizarán diferentes debates de temas como la vivienda y arquitectura contemporánea.

La agenda de actividades de la Semana de Arquitectura queda abierta a las acciones de las entidades que se quieran sumar a la iniciativa. “Es un buen punto de partida para que esta actividad tenga continuidad en el futuro”, ha dicho Daniel Mòdol.