La Barcelona dibujada

30/03/2016 - 16:25

Dibujo.Ya puedes disfrutar de tres libros sobre la Barcelona dibujada. Tres estilos artísticos bien distintos para mostrarnos una ciudad original y sorprendente.

 

Escribía Josep Maria Espinàs en un artículo en El Periódico: “El tiempo ha pasado, pero el ingenio y la identidad de cada dibujante se manifiesta más allá de los temas. El tema es Barcelona, pero lo que apasiona es la divergencia de miradas de los dibujantes. Muchas Barcelonas”. Hacía referencia al libro Barcelona vista pels seus dibuixants, 1888-1929, un álbum de dibujo humorístico sobre la ciudad.

En los últimos meses, desde el Ayuntamiento de Barcelona se ha vuelto a dar protagonismo a la ciudad dibujada, esta vez desde una vertiente artística. Tres libros de tres artistas y estilos diferentes, que vuelven a demostrar que hay “muchas Barcelonas”.

Barcelona. Ciutat de l’amistat

El arquitecto, dibujante y pintor francés Jean Pattou ha dejado un rastro de ciudades pintadas con sus acuarelas, y ahora llega el turno de Barcelona, con ilustraciones que nos muestran una visión de la ciudad original y sorprendente. Como si hubiera volado para hacer los dibujos, nos abre una nueva visión de la ciudad. El libro también nos explica, a través de los textos de Josep Maria Álvarez de Lara, cómo Barcelona es una ciudad hecha desde la amistad y sinónimo de acogida y amabilidad.

Pinzellades de Barcelona

No hay una sola Barcelona, sino muchas; tantas como ciudadanos que la viven y la transforman, dejando sus huellas en cualquier punto del paisaje que conserva la memoria y el sentimiento de sus habitantes. Los dibujos de Xavier Julià, hechos con tinta china y acuarela sobre papel, recogen una nueva mirada llena de detalles, de pinceladas que reflejan la vida y la luz de la ciudad y de sus barrios. Isabel de Villalonga ha escrito el prólogo.

Barcelona. Ciutat Vella

Un libro único en seis idiomas, concebido como libro de regalo, con las magníficas ilustraciones de Jordi Querol, que quieren mostrar un retrato de Ciutat Vella a partir de sus edificios más significativos, que permitirán al viajero ocasional redescubrir la ciudad con una mirada profunda y fascinante. Jordi Querol es un hombre polifacético que tiene el urbanismo y la arquitectura como profesión, y la música y la pintura como sus grandes pasiones.