Tramitación de la modificación del Decreto de recogida puerta a puerta de Sant Andreu Palomar

El 15 de enero de 2020 la ciudad de Barcelona declara la emergencia climática y acelera una serie de cambios que comprometen a todos los agentes de la ciudad. Entre otras acciones, el fomento de la economía circular, la planificación estratégica de la gestión de residuos, las actuaciones de prevención de la generación, de reutilización y recogida selectiva de los residuos municipales, la integración de la planificación de la prevención de residuos con Estrategia Residuo Cero de la ciudad, en consonancia con los objetivos del marco normativo a nivel europeo, estatal y catalán, conllevan diferentes líneas de actuación como instrumentos de planificación de referencia.

Asimismo, una de las acciones que incluye el Plan por el Clima es el despliegue de sistemas individualizados de recogida de residuos domésticos y comerciales al 100% de la ciudad con el objetivo de llegar al 65% de recogida selectiva y reducir la necesidad de valoración energética.

El sistema de recogida de residuos actual no permite la aportación individualizada ni la identificación del generador. El anonimato fomenta las malas praxis y no permite hacer un seguimiento cuidadoso de la participación para mejorar